San Valentín. Enamórate la vida

San Valentín es un día que mucha gente odia o no comparte por el hecho de ser algo comercial. O quizás porque es mundialmente conocido como: el día de los enamorados.

 Pero… parémonos a pensar unos segundos. Que sea el día de los enamorados no implica que sea de las parejas, porque uno también puede estar enamorado de la vida y todo lo que esta incluye. Así pues, después de pasar una mañana fantástica como antes os he explicado (llena de enamoramientos varios) llegó la tarde.

 Sí, admito que mi chico y yo nos hacemos un detallito. Claro está que soy de las que opina que si una pareja se quiere debe demostrárselo los 365 días del año; pero también me parece un buen día para utilizar de excusa y tener un pequeño pero tierno y dulce detalle 🙂

Kukis

Chuches

Llegada ya la noche no veo mejor forma de celebrarlo que compartiendo este momento con 2 grandes enamorados los cuáles no sólo se quieren entre ellos, sino que también sé que van a quererme toda la vida: ¡¡Mis padres!!

Que acabéis de pasar un dulce San Valentín 😉pastel

Anuncios